BAUTISMO DEL SEÑOR | Ciclo C

CANTOS PARA HOY...

MISAL

LECCIONARIO

1ª Lectura

Se revelará la gloria del Señor y todos los hombres la verán.
Lectura del libro del profeta Isaías
Podemos elegir entre estas Biblias...

1 ¡Consuelen, consuelen a mi Pueblo, dice su Dios!

2 Hablen al corazón de Jerusalén y anúncienle que su tiempo de servicio se ha cumplido, que su culpa está paga, que ha recibido de la mano del Señor doble castigo por todos sus pecados.

3 Una voz proclama: ¡Preparen en el desierto el camino del Señor, tracen en la estepa un sendero para nuestro Dios!

4 ¡Que se rellenen todos los valles y se aplanen todas las montañas y colinas; que las quebradas se conviertan en llanuras y los terrenos escarpados, en planicies!

5 Entonces se revelará la gloria del Señor y todos los hombres la verán juntamente, porque ha hablado la boca del Señor.

9 Súbete a una montaña elevada, tú que llevas la buena noticia a Sión; levanta con fuerza tu voz, tú que llevas la buena noticia a Jerusalén. Levántala sin temor, di a las ciudades de Judá: “¡Aquí está su Dios!”.

10 Ya llega el Señor con poder y su brazo le asegura el dominio: el premio de su victoria lo acompaña y su recompensa lo precede.

11 Como un pastor, él apacienta su rebaño, lo reúne con su brazo; lleva sobre su pecho a los corderos y guía con cuidado a las que han dado a luz.

Palabra de Dios.

R. Te alabamos, Señor.

Salmo Responsorial [4]

Podemos rezar con estas Biblias...o CANTAR...
Ant. : ¡Bendice al Señor, alma mía!

1¡Señor, Dios mío, qué grande eres!
Estás vestido de esplendor y majestad
2y te envuelves con un manto de luz.
Tú extendiste el cielo como un toldo.

Ant.: ¡Bendice al Señor, alma mía!

3Construiste tu mansión sobre las aguas.
Las nubes te sirven de carruaje
y avanzas en alas del viento.
4Usas como mensajeros a los vientos,
y a los relámpagos, como ministros.

Ant.: ¡Bendice al Señor, alma mía!

24¡Qué variadas son tus obras, Señor!
¡Todo lo hiciste con sabiduría,
la tierra está llena de tus criaturas!
25Allí está el mar, grande y dilatado,
donde se agitan, en número incontable,
animales grandes y pequeños.

Ant.: ¡Bendice al Señor, alma mía!

27Todos esperan de ti
que les des la comida a su tiempo:
28se la das, y ellos la recogen;
abres tu mano, y quedan saciados.

Ant.: ¡Bendice al Señor, alma mía!

29Si escondes tu rostro, se espantan;
si les quitas el aliento,
expiran y vuelven al polvo.
30Si envías tu aliento, son creados,
y renuevas la superficie de la tierra.

Ant.: ¡Bendice al Señor, alma mía!
***
Ant. ¡Bendice al Señor, alma mía!

2ª Lectura

Él nos salvó haciéndonos renacer por el bautismo y renovándonos por el Espíritu Santo.
Lectura de la carta de san Pablo a Tito
Podemos elegir entre estas Biblias...

11 Porque la gracia de Dios, que es fuente de salvación para todos los hombres, se ha manifestado. 12 Ella nos enseña a rechazar la impiedad y los deseos mundanos, para vivir en la vida presente con sobriedad, justicia y piedad, 13 mientras aguardamos la feliz esperanza y la Manifestación de la gloria de nuestro gran Dios y Salvador, Cristo Jesús. 14 Él se entregó por nosotros, a fin de librarnos de toda iniquidad, purificarnos y crear para sí un Pueblo elegido y lleno de celo en la práctica del bien.

4 Pero cuando se manifestó la bondad de Dios, nuestro Salvador, y su amor a los hombres, 5 no por las obras de justicia que habíamos realizado, sino solamente por su misericordia, él nos salvó, haciéndonos renacer por el bautismo y renovándonos por el Espíritu Santo. 6 Y derramó abundantemente ese Espíritu sobre nosotros por medio de Jesucristo, nuestro Salvador, 7 a fin de que, justificados por su gracia, seamos en esperanza herederos de la Vida eterna.

Palabra de Dios.

R. Te alabamos, Señor.

ALELUIA

I. Del Leccionario:

«Viene uno que es más poderoso que yo»,
dijo Juan Bautista;
«Él los bautizará en el Espíritu Santo y en el fuego».

II. De la Biblia:
Podemos elegir entre estas Biblias...

16 él tomó la palabra y les dijo a todos: «Yo los bautizo con agua, pero viene uno que es más poderoso que yo, y yo ni siquiera soy digno de desatar la correa de sus sandalias; él los bautizará en el Espíritu Santo y en el fuego.

+ EVANGELIO

Jesús fue bautizado y, mientras estaba orando, se abrió el cielo.
+ Evangelio de Nuestro Señor Jesucristo según san Lucas
R. ¡Gloria a Ti, Señor!
Podemos elegir entre estas Biblias...

15 Como el pueblo estaba a la expectativa y todos se preguntaban si Juan no sería el Mesías, 16 él tomó la palabra y les dijo a todos: «Yo los bautizo con agua, pero viene uno que es más poderoso que yo, y yo ni siquiera soy digno de desatar la correa de sus sandalias; él los bautizará en el Espíritu Santo y en el fuego.

21 Todo el pueblo se hacía bautizar, y también fue bautizado Jesús. Y mientras estaba orando, se abrió el cielo 22 y el Espíritu Santo descendió sobre él en forma corporal, como una paloma. Se oyó entonces una voz del cielo: “Tú eres mi Hijo muy querido, en quien tengo puesta toda mi predilección”.

Palabra del Señor.

R. ¡Gloria a Ti, Señor Jesús!

HOMILÍA PATRÍSTICA