Liturgia AMBROSIANA

OFICIO de LECTURAS : MARTES 7 - TdP

HIMNOS

1) Tu, Giorno eterno, che vivi e risplendi |=| Consors patérni lúminis,

2) Creatore e sovrano di tutto, |=| Tellúris ingens Conditor,

PRIMERA LECTURA
Amistad de David y Jonatán
1 Sam. 20. 1-16:

1 David huyó de Naiot, en Ramá, y se presentó ante Jonatán. “¿Qué hice yo?, le dijo. ¿Cuál es mi falta o mi pecado contra tu padre, para que me persiga a muerte?”. 2 Jonatán le respondió: “¡Ni pensarlo! ¡Tú no morirás! Mira, mi padre no hace absolutamente nada sin comunicármelo. ¿Por qué entonces me habría de ocultar este asunto? ¡No hay nada de eso!”. 3 Pero David insistió: “Tu padre sabe muy bien que yo te he caído en gracia, y habrá pensado: ‘Que Jonatán no se entere, no sea que se entristezca’. Sin embargo, ¡por la vida del Señor y por tu propia vida, estoy a un paso de la muerte!”.

4 Jonatán dijo a David: “Estoy dispuesto a hacer por ti lo que tú me digas”. 5 David le respondió: “Mañana es la luna nueva, y tendré que compartir la mesa con tu padre. Tu me dejarás partir, y yo me ocultaré al descampado hasta pasado mañana por la tarde. 6 Si tu padre nota mi ausencia, tú le dirás: ‘David me insistió para que lo dejara ir de una corrida hasta Belén, su ciudad, porque allí se celebra el sacrificio anual de toda la familia’. 7 Si él dice: ‘Está bien’, tu servidor podrá sentirse tranquilo. Pero si se pone furioso, sabrás que él ha decidido mi ruina. 8 Sé leal con tu servidor, ya que le has hecho contraer contigo un pacto en nombre del Señor. Si en algo he faltado, mátame tú mismo. ¿Para qué me harás comparecer ante tu padre?”. 9 “¡Ni lo pienses!, le dijo Jonatán. Si supiera realmente que mi padre está decidido a infligirte algún mal, seguro que te lo comunicaría”. 10 David le preguntó: “¿Quién me avisará si tu padre te responde duramente?”. 11 Jonatán dijo a David: “Vamos al campo”. Y los dos salieron al campo.

12 Jonatán dijo a David: “¡El Señor, el Dios de Israel, es testigo! Mañana o pasado mañana, a esta misma hora, trataré de averiguar las intenciones de mi padre. Si todo marcha bien para ti y no te mando a nadie que te avise, 13 ¡que el Señor me castigue una y otra vez! Y en caso de que mi padre quiera hacerte algún mal, te avisaré también y te dejaré partir. Así podrás irte en paz, y que el Señor esté contigo como lo estuvo con mi padre. 14 Si entonces vivo todavía, tú me demostrarás la fidelidad que el Señor exige. Y si estoy muerto, 15 seguirás siendo leal con mi casa para siempre, aun cuando el Señor haya extirpado de la superficie del suelo a cada uno de los enemigos de David”. 16 Y Jonatán concluyó un pacto con la casa de David, en estos términos: “Que el Señor pida cuenta de esto a los enemigos de David”.
Responsorio:
Ecli. 6. 16. 14. 15: Cfr. .

16 Un amigo fiel es un bálsamo de vida, que encuentran los que temen al Señor.

14 Un amigo fiel es un refugio seguro: el que lo encuentra ha encontrado un tesoro.

15 Un amigo fiel no tiene precio, no hay manera de estimar su valor.