Liturgia AMBROSIANA

MISA : VIERNES 3 - TdP

LECCIONARIO

LECTURA [Año o Ciclo Ferial: I]
La ofrenda por la mañana y por la tarde.
Núm. 28. 1-8:

1 El Señor dijo a Moisés: 2 Transmite esta orden a los is-raelitas: Pongan cuidado de presentarme a su debido tiempo la ofrenda de alimentos que me pertenece, los sacrificios que se queman con aroma agradable a mí.

3 Diles también: Cada día ofrecerán dos corderos de un año y sin defecto, como holocausto perpetuo. 4 Los ofrecerán uno por la mañana y el otro a la hora del crepúsculo, 5 con una oblación consistente en la décima parte de una medida de harina de la mejor calidad, amasada con un litro y medio de aceite puro de oliva. 6 Este es el holocausto perpetuo que fue ofrecido en la montaña del Sinaí, como ofrenda que se quema con aroma agradable al Señor. 7 La libación correspondiente será un litro y medio de bebida fuerte por cada cordero, y se ofrecerá al Señor en el Santuario. 8 A la hora del crepúsculo ofrecerás el segundo cordero, con la misma oblación y la misma libación de la mañana: es una ofrenda que se quema con aroma agradable al Señor.

Palabra de Dios.

SALMO RESPONSORIAL [Año o Ciclo Ferial: I]
Ant. Llegue a ti, Señor, mi oración.
SALMOS RESPONSORIALES Sal. 140. 1-2. 4. 5. 8. 10:

1 Salmo de David. Yo te invoco, Señor, ven pronto en mi ayuda: escucha mi voz cuando te llamo; 2 que mi oración suba hasta ti como el incienso, y mis manos en alto, como la ofrenda de la tarde.

4 no dejes que mi corazón se incline a la maldad, o a cometer delitos con hombres perversos. ¡No, nunca gustaré de sus manjares!

5 Que el justo me golpee como amigo y me corrija, pero que el óleo del malvado no perfume mi cabeza: yo seguiré oponiendo mi oración a sus maldades.

8 Pero mis ojos, Señor, están fijos en ti: en ti confío, no me dejes indefenso.

10 ¡Caigan los malvados en sus propias redes, mientras yo paso sin hacerme daño!
LECTURA [Año o Ciclo Ferial: II]
Disposiciones para el ingreso a Canaán.
Núm. 33. 50-54:

50 El Señor dijo a Moisés en las estepas de Moab, junto al Jordán, a la altura de Jericó: 51 Habla en estos términos a los israelitas: Cuando crucen el Jordán en dirección al país de Canaán 52 y hayan desposeído de sus dominios a todos los habitantes del país, ustedes harán desaparecer todas sus imágenes esculpidas y todas sus estatuas de metal fundido, y demolerán todos sus lugares altos. 53 Tomarán posesión del país y habitarán en él, porque yo les di esa tierra para que la posean. 54 Además, se repartirán el país entre sus clanes por medio de un sorteo, asignando una herencia mayor al grupo más numeroso, y una herencia más pequeña al grupo más reducido: cada uno tendrá lo que le toque en suerte, y se repartirán la tierra entre las tribus patriarcales.

Palabra de Dios.

SALMO RESPONSORIAL [Año o Ciclo Ferial: II]
Ant. Den gracias al Señor e invoquen su nombre.
SALMOS RESPONSORIALES Sal. 104. 1a. 3-4. 7a. 8a. 11. 44-45:

1 ¡Den gracias al Señor, invoquen su Nombre, hagan conocer entre los pueblos sus proezas;

3 ¡Gloríense en su santo Nombre, alégrense los que buscan al Señor!

4 ¡Recurran al Señor y a su poder, busquen constantemente su rostro;

7 el Señor es nuestro Dios, en toda la tierra rigen sus decretos.

8 Él se acuerda eternamente de su alianza, de la palabra que dio por mil generaciones,

11 cuando dijo: "Yo te daré la tierra de Canaán, como porción hereditaria de todos ustedes".

44 les dio las tierras de los paganos, y ellos heredaron las riquezas de los pueblos, 45 a fin de observar sus mandamientos y cumplir fielmente sus leyes. ¡Aleluya!
CANTO o ACLAMACIÓN antes del EVANGELIO
I. Leccionario [No oficial]:

Sean hijos del Padre que está en el cielo: hace salir el sol sobre los malos y sobre los buenos.

Mt. 5. 45:

45 así serán hijos del Padre que está en el cielo, porque él hace salir el sol sobre malos y buenos y hace caer la lluvia sobre justos e injustos.
+ EVANGELIO
Sean misericordiosos, como el Padre de ustedes es misericordioso. (v. 36)
Lc. 6. 20. 36-38:

20 Entonces Jesús, fijando la mirada en sus discípulos, dijo: 20 «¡Felices ustedes, los pobres, porque el Reino de Dios les pertenece!

36 Sean misericordiosos, como el Padre de ustedes es misericordioso. 37 No juzguen y no serán juzgados; no condenen y no serán condenados; perdonen y serán perdonados. 38 Den, y se les dará. Les volcarán sobre el regazo una buena medida, apretada, sacudida y desbordante. Porque la medida con que ustedes midan también se usará para ustedes».

Palabra del Señor.