Liturgia AMBROSIANA

MISA : MARTES 5 - TdP

LECCIONARIO

LECTURA [Año o Ciclo Ferial: I]
Serás un pueblo consagrado al Señor.
Deut. 26. 16-19:

16 Hoy el Señor, tu Dios, te ordena practicar estos preceptos y estas leyes. Obsérvalas y practícalas con todo tu corazón y con toda tu alma.

17 Hoy tú le has hecho declarar al Señor que él será tu Dios, y que tú, por tu parte, seguirás sus caminos, observarás sus preceptos, sus mandamientos y sus leyes, y escucharás su voz. 18 Y el Señor hoy te ha hecho declarar que tu serás el pueblo de su propiedad exclusiva, como él te lo ha prometido, y que tú observarás todos sus mandamientos; 19 que te hará superior –en estima, en renombre y en gloria– a todas las naciones que hizo; y que serás un pueblo consagrado al Señor, como él te lo ha prometido.

Palabra de Dios.

SALMO RESPONSORIAL [Año o Ciclo Ferial: I]
Ant. El principio de la sabiduría es el temor del Señor. (v. 10)
SALMOS RESPONSORIALES Sal. 110. 1-3. 6-10:

1 ¡Aleluya! Alef Doy gracias al Señor de todo corazón, Bet en la reunión y en la asamblea de los justos.

Guímel 2 Grandes son las obras del Señor: Dálet los que las aman desean comprenderlas.

He 3 Su obra es esplendor y majestad, Vau su justicia permanece para siempre.

Caf 6 Manifestó a su pueblo el poder de sus obras, Lámed dándole la herencia de las naciones.

Mem 7 Las obras de sus manos son verdad y justicia; Nun todos sus preceptos son indefectibles:

Sámec 8 están afianzados para siempre Ain y establecidos con lealtad y rectitud.

Pe 9 Él envió la redención a su pueblo, Sade promulgó su alianza para siempre: Cof su Nombre es santo y temible.

Res 10 El temor del Señor es el comienzo de la sabiduría: Sin son prudentes los que lo practican. Tau ¡El Señor es digno de alabanza eternamente!
LECTURA [Año o Ciclo Ferial: II]
La ley del levirato.
Deut. 25. 5-10:

5 Si varios hermanos viven juntos y uno de ellos muere sin tener hijos, la mujer del difunto no se casará con un extraño. El hermano del difunto se unirá con ella, y cumplirá con sus deberes de cuñado tomándola por esposa. 6 El primogénito que ella dé a luz llevará el nombre de su hermano difunto, y así su nombre no se borrará de Israel. 7 Pero si el cuñado se niega a tomarla por esposa, ella subirá a la puerta de la ciudad donde están los ancianos, y dirá: “Mi cuñado se niega a perpetuar en Israel el nombre de su hermano; y no está dispuesto a cumplir en mi favor sus deberes de cuñado”. 8 Entonces los ancianos de su ciudad llamarán a ese hombre y le pedirán una explicación. Si él persiste en su negativa, diciendo: “No quiero casarme con ella”, 9 su cuñada se acercará a él en presencia de los ancianos, le quitará la sandalia del pie, lo escupirá en la cara y le dirá: “Así se debe obrar con el hombre que no edifica la casa de su hermano”. 10 Y en adelante, se lo apodará en Israel: “Casa del descalzo”.

Palabra de Dios.

SALMO RESPONSORIAL [Año o Ciclo Ferial: II]
Ant. Que veas los hijos de sus hijos; paz en Israel. (v. 6)
SALMOS RESPONSORIALES Sal. 127. 6. 1-5:

6 y veas a los hijos de tus hijos! ¡Paz a Israel!

1 Canto de peregrinación. ¡Feliz el que teme al Señor y sigue sus caminos!

2 Comerás del fruto de tu trabajo, serás feliz y todo te irá bien. 3 Tu esposa será como una vid fecunda en el seno de tu hogar; tus hijos, como retoños de olivo alrededor de tu mesa.

4 ¡Así será bendecido el hombre que teme al Señor!

5 ¡Que el Señor te bendiga desde Sión todos los días de tu vida: que contemples la paz de Jerusalén
CANTO o ACLAMACIÓN antes del EVANGELIO
I. Leccionario [No oficial]:

Deja que tu luz brille ante los hombres, para que puedan glorificar a tu Padre, dice el Señor.

Mt. 5. 16:

16 Así debe brillar ante los ojos de los hombres la luz que hay en ustedes, a fin de que ellos vean sus buenas obras y glorifiquen al Padre que está en el cielo.
+ EVANGELIO
No se enciende una lámpara para cubrirla con un recipiente. (v. 16)
Lc. 8. 16-18:

16 No se enciende una lámpara para cubrirla con un recipiente o para ponerla debajo de la cama, sino que se la coloca sobre un candelero, para que los que entren vean la luz. 17 Porque no hay nada oculto que no se descubra algún día, ni nada secreto que no deba ser conocido y divulgado. 18 Presten atención y oigan bien, porque al que tiene, se le dará, pero al que no tiene, se le quitará hasta lo que cree tener».

Palabra del Señor.