Liturgia AMBROSIANA

LÁUDES : 24 de JUNIO

CÁNTICO EVANGÉLICO: Benedictus
Ant.: Zacarías, quedó lleno del Espíritu Santo y dijo proféticamente: «Bendito sea el Señor, el Dios de Israel.
Lc. 1. 66-68:

66 Todos los que se enteraron guardaban este recuerdo en su corazón y se decían: «¿Qué llegará a ser este niño?». Porque la mano del Señor estaba con él.

67 Entonces Zacarías, su padre, quedó lleno del Espíritu Santo y dijo proféticamente:

68 «Bendito sea el Señor, el Dios de Israel, porque ha visitado y redimido a su Pueblo,
Lc. 1. 68-79:

68 «Bendito sea el Señor, el Dios de Israel, porque ha visitado y redimido a su Pueblo, 69 y nos ha dado un poderoso Salvador en la casa de David, su servidor, 70 como lo había anunciado mucho tiempo antes por boca de sus santos profetas, 71 para salvarnos de nuestros enemigos y de las manos de todos los que nos odian. 72 Así tuvo misericordia de nuestros padres y se acordó de su santa Alianza, 73 del juramento que hizo a nuestro padre Abraham 74 de concedernos que, libres de temor, arrancados de las manos de nuestros enemigos, 75 lo sirvamos en santidad y justicia bajo su mirada, durante toda nuestra vida. 76 Y tú, niño, serás llamado Profeta del Altísimo, porque irás delante del Señor preparando sus caminos, 77 para hacer conocer a su Pueblo la salvación mediante el perdón de los pecados; 78 gracias a la misericordiosa ternura de nuestro Dios, que nos traerá del cielo la visita del Sol naciente, 79 para iluminar a los que están en las tinieblas y en la sombra de la muerte, y guiar nuestros pasos por el camino de la paz».
SALMODIA
I. Cántico de SABIDURÍA 10 y 11
ANTÍFONAS:
Ant. [Si chiamerà Giovanni, * e della sua nascita molti si rallegreranno.] Isabel, tu esposa, te dará un hijo al que llamarás Juan. Muchos se alegrarán de su nacimiento

13 Pero el Angel le dijo: «No temas, Zacarías; tu súplica ha sido escuchada. Isabel, tu esposa, te dará un hijo al que llamarás Juan. 14 El será para ti un motivo de gozo y de alegría, y muchos se alegrarán de su nacimiento,
Sab. 10. 15-21:

15 Ella liberó de una nación opresora a un pueblo santo, a una raza irreprochable.

16 Entró en el alma de un servidor del Señor y enfrentó a reyes temibles con prodigios y señales.

17 Otorgó a los santos la recompensa de sus trabajos y los condujo por un camino admirable; fue para ellos una sombra protectora durante el día y un fulgor de estrellas durante la noche.

18 Los hizo pasar a pie por el Mar Rojo y los condujo a través de las aguas caudalosas.

19 A sus enemigos, en cambio, los sumergió y después los despidió a borbotones desde el fondo del Abismo.

20 Así, los justos despojaron a los impíos y celebraron, Señor, tu santo Nombre, alabando unánimemente tu mano protectora.

21 Porque la Sabiduría abrió la boca de los mudos y soltó la lengua de los más pequeños.
Sab. 11. 1-4:

1 Ella hizo prosperar sus empresas gracias a un santo profeta. 2 Ellos atravesaron un desierto inhabitable y levantaron sus carpas en lugares intransitados; 3 enfrentaron a sus enemigos y rechazaron a sus adversarios.

4 Cuando estaban sedientos, te invocaron, y una roca escarpada les dio agua, una dura piedra les calmó la sed.
II. SALMO LAUDATIVOS o SALMOS DE ALABANZA: 148
ANTÍFONAS:
Ant. [Grande è il figlio che Elisabetta ha dato a Zaccaria: * Giovanni, il Precursore del Signore.] Grande es el hijo que Isabel le dio a Zacarías: * Juan, el Precursor del Señor.
SALMOS RESPONSORIALES Sal. 148:

1 ¡Aleluya! Alaben al Señor desde el cielo, alábenlo en las alturas; 2 alábenlo, todos sus ángeles, alábenlo, todos sus ejércitos.

3 Alábenlo, sol y luna, alábenlo, astros luminosos; 4 alábenlo, espacios celestiales y aguas que están sobre el cielo.

5 Alaben el nombre del Señor, porque él lo ordenó, y fueron creados; 6 él los afianzó para siempre, estableciendo una ley que no pasará.

7 Alaben al Señor desde la tierra, los cetáceos y los abismos del mar; 8 el rayo, el granizo, la nieve, la bruma, y el viento huracanado que obedece a sus órdenes.

9 Las montañas y todas las colinas, los árboles frutales y todos los cedros; 10 las fieras y los animales domésticos, los reptiles y los pájaros alados.

11 Los reyes de la tierra y todas las naciones, los príncipes y los gobernantes de la tierra; 12 los ancianos, los jóvenes y los niños, 13 alaben el nombre del Señor. Porque sólo su Nombre es sublime; su majestad está sobre el cielo y la tierra, 14 y él exalta la fuerza de su pueblo. ¡A él, la alabanza de todos sus fieles, y de Israel, el pueblo de sus amigos! ¡Aleluya!
III. Salmo 116
SALMOS RESPONSORIALES Sal. 116:

1 ¡Alaben al Señor, todas las naciones, glorifíquenlo, todos los pueblos!

2 Porque es inquebrantable su amor por nosotros, y su fidelidad permanece para siempre. ¡Aleluya!
ANTÍFONAS:
Ant. [Grande è il figlio che Elisabetta ha dato a Zaccaria: * Giovanni, il Precursore del Signore.] Grande es el hijo que Isabel le dio a Zacarías: * Juan, el Precursor del Señor.
IV. SALMO DIRECTO: 111
Compórtensé como hijos de la luz: el fruto de la luz consiste en bondad, justicia y verdad.

8 Antes, ustedes eran tinieblas, pero ahora son luz en el Señor. Vivan como hijos de la luz. 9 Ahora bien, el fruto de la luz es la bondad, la justicia y la verdad.
SALMOS RESPONSORIALES Sal. 111:

1 ¡Aleluya! Alef Feliz el hombre que teme al Señor Bet y se complace en sus mandamientos.

Guímel 2 Su descendencia será fuerte en la tierra: Dálet la posteridad de los justos es bendecida.

He 3 En su casa habrá abundancia y riqueza, Vau su generosidad permanecerá para siempre.

Zain 4 Para los buenos brilla una luz en las tinieblas: Jet es el Bondadoso, el Compasivo y el Justo.

Tet 5 Dichoso el que se compadece y da prestado, Iod y administra sus negocios con rectitud.

Caf 6 El justo no vacilará jamás, Lámed su recuerdo permanecerá para siempre.

Mem 7 No tendrá que temer malas noticias: Nun su corazón está firme, confiado en el Señor.

Sámec 8 Su ánimo está seguro, y no temerá, Ain hasta que vea la derrota de sus enemigos.

Pe 9 Él da abundantemente a los pobres: Sade su generosidad permanecerá para siempre, Cof y alzará su frente con dignidad.

Res 10 El malvado, al verlo, se enfurece, Sin rechinan sus dientes y se consume; Tau pero la ambición de los malvados se frustrará.
HIMNOS

Nostræ salútis núncio

ACLAMACIONES A CRISTO, EL SEÑOR
Mt. 3. 12:
12 Tiene en su mano la horquilla y limpiará su era: recogerá su trigo en el granero y quemará la paja en un fuego inextinguible”.
Lc. 3. 17:

17 Tiene en su mano la horquilla para limpiar su era y recoger el trigo en su granero. Pero consumirá la paja en el fuego inextinguible».
Jn. 1. 29:

29 Al día siguiente, Juan vio acercarse a Jesús y dijo: «Este es el Cordero de Dios, que quita el pecado del mundo.

Invitación: Con el espíritu fuerte y apasionado de Juan reconocemos en Jesús a aquel enviado por el Padre.

Ant.: Kyrie Eléison

1. Señor Jesús, atestiguado abiertamente por Juan en el río Jordán, Kyrie eleison.

|>>| Kyrie Eléison

2. Tu que bautizas en el Espíritu Santo y Fuego, kyrie eléison.

|>>| Kyrie Eléison

3. Tú que tienes la horquilla en tus manos y purificas tu era, Kyrie eleison.

|>>| Kyrie Eléison

4. Tú que recogerás el buen trigo en tu granero, Kyrie eleison.

|>>| Kyrie Eléison

5. Cristo, esperado de todos los pueblos, Kyrie eleison.

|>>| Kyrie Eléison

6. Cordero de Dios, que quita el pecado del mundo, Kyrie eleison

|>>| Kyrie Eléison